Nancy

Nancy

domingo, 19 de agosto de 2007

LA FORMACIÓN DOCENTE

Para complementar los comentarios de las que vienen participando en el ejercicio (1) y no nos quedemos en la mera opinión personal.

La formación del Profesorado es un de los puntos que debe ocupar un lugar fundamental en la construcción del currículo, en la actualidad existe una mayor conciencia de lo que significa; bien pueden existir la reformas en la estructuras de lo que se debe enseñar, pero si esto se haya desvinculado de lo que el profesor debe conocer y de la dignificación de su labor, estas modificaciones por más bien intencionadas y fundamentadas que sean, se quedarán en letra muerta o, peor aún, generar resultados antagónicos a lo planeado. Los profesores son los interlocutores decisivos más importantes de los cambios educativos; son los agentes del currículum, son sujetos del cambio y la renovación pedagógica.

De lo anterior se derivan dos conceptos fundamentales que son la profesionalización docente y el desempeño profesional de la docencia; el primero profesionalización docente: se refiere a las diversas decisiones políticas, sociales y formativas que conforman la profesión docente, su valor social e intelectual, lo cual se traduce en aspectos y condiciones como el salario, conocimientos y competencia para el acceso a la profesión, estructuras organizativas, contextos profesionales y condiciones de trabajo. El segundo, que esta referido al término de desempeño profesional: se refiere al carácter y la calidad del quehacer y práctica docentes de acuerdo con ciertos criterios y pautas que se valoran como un buen desempeño, dentro de determinados estándares. Sin embargo, no pocas veces las prácticas docentes destinan poca reflexión y análisis respecto a estos aspectos y esto genera que se repitan los procedimientos convencionales fincados en el supuesto de que el aprendizaje es ante todo el simple registro y repetición de la información vertida por el maestro o en el libro.
Por lo anterior es muy importante entender cuál es el papel de los formadores; fundamentalmente es ayudar a los estudiantes a “aprender a aprender” de manera autónoma en esta cultura del cambio y promover su desarrollo cognitivo y personal mediante actividades críticas y aplicativas que teniendo en cuenta sus características, les exijan un procesamiento activo e interdisciplinario para que construyan su propio conocimiento y no se limiten a una recepción pasiva y memorización de la información.

Es así que cada vez se considera al profesor como un mediador de los aprendizajes, con las siguientes características:
  • Es un experto de los contenidos que planifica, pero que puede ser flexible.
  • Establece metas: hábitos de estudio, perseverancia, autoestima, metacognición pero siempre con la idea de que el estudiante construya las habilidades necesarias para que sea autónomo.
  • Planea, regula y evalúa los aprendizajes, organiza el contexto de forma que el estudiante pueda interaccionar con los materiales y contenidos en un ambiente colaborativo.
  • Procura fomentar los aprendizajes significativos y transferibles.
    Procura que surja la curiosidad, creatividad y el interés por aprender y conocer más de la realidad.
  • Enseña qué, cómo, por qué y regula los comportamientos.
  • Desarrolla los valores y actitudes positivas.

De acuerdo a lo expuesto, las competencias necesarias para aquellas personas que quieren dedicarse a la docencia serían:
1. Conocimiento de la materia actualizado y de cultura general.
2. Competencias pedagógicas, conocimientos de didáctica, mantenimiento de la disciplina, conocimientos sociales y psicológicos de los procesos de aprendizaje.
3. Habilidades instrumentales, es decir conocer diferentes lenguajes, materiales y herramientas que apoyen el proceso de enseñanza-aprendizaje.
4. Características personales como son una buena autoestima, madurez, seguridad, equilibrio personal, capacidad de empatía, imaginación, creatividad.


La profesión docente se debe caracterizar por que el profesor debe tener entusiasmo (vivir plenamente lo que hace de forma que lo transmita a los alumnos), optimismo pedagógico (creer en la posibilidad de mejora de los estudiantes); liderazgo (una actitud de guía que lleve a los estudiantes hacia el cumplimiento de los objetivos establecidos y que atienda las necesidades de estos); capacidad de brindar afecto y contención (dar apoyo emocional y brindar orientación a los jóvenes) que genere la seguridad necesaria para que demuestren sus capacidades.

Es así que la profesión docente es una de las más complejas y que por tanto requiere de un compromiso personal muy profundo del individuo que quiera llevar consigo el título de MAESTRO.

Revista Iberoamericana de Educacaión (OEI), Agosto 2007.

9 comentarios:

Carla Alcántara Tapia dijo...

Sin lugar a dudas esta lectura es una invitación a la reflexión, a la toma de conciencia y al cumplimiento del enorme compromiso que hemos asumido desde el momento en que decidimos estudiar esta carrera. Nuestra labor es inacabable ya que no sólo abarcamos el desarrollo cognitivo, motriz y social del niño; muy por el contrario es indispensable atender necesidades específicas que posee como su deseo de ser protegigo, querido, aceptado, respetado.
La importancia de nuestra labor así como de la educación en general viene siendo discutida en la actualidad a raíz de la última huelga de docentes. En más de una ocasión los medios de comunicación y diferentes autoridades del gobierno han reconocido públicamente la vital importancia de la educación como única fuente de desarrollo y progreso, manifestando además su preocupación por la pérdida de clases de los estudiantes. Es lamentable observar que las palabras dichas quedan sólo como tales: como simples palabras.
El apoyo que ha recibido la educación hasta estos momentos es casi nula. Esta cruda realidad lejos de desanimarnos deberá ser un aliciente pues si bien por un lado necesitamos apoyo, también es cierto que para estudiar, investigar y prepararnos siendo exigentes con nosotras mismas no necesitamos más que nuestra propia fuerza de voluntad y dejarnos llevar por el afán de servir mejor a los niños, que son nuestra inspiración.


Al sonar el timbre de salida y fuera de las paredes del aula se encuentra una sociedad llena de problemas, de deficiencias y peligros que envuelven a nuestros alumnos y cuya influencia condiciona en muchos casos su comportamiento y su actitud frente a la vida.
Cada vez son más los hogares desintegrados en los que falta la presencia de uno de los padres o incluso de ambos. El maltrato psiológico y físico, la ignorancia por parte de quienes están al cuidado de los niños, entre otros problemas, vienen aumentando de tal modo que llegamos a considerar su existencia como normal.
Si volteamos la cara ante esta realidad, si no buscamos el modo de auxiliar a los niños y de orientar a nuestros padres de familia, en definitiva no tendremos derecho de llamarnos a nosotras mismas maestras.

En una ocasión escuché mencionar que había una gran diferencia entre profesor y maestro. El profesor se limita a enseñar, transmitiendo conocimientos, por otro lado el maestro no sólo transmite lo que sabe sino que se dá por entero a sus alumnos, les enseña algo más que a leer, a sumar o a pintar; el maestro les enseña a amarse a sí mismos a respetarse y valorarse, haciendo lo mismo con todos aquellos que le rodean. Esa es mi meta personal y pienso que debe ser la meta de todas aquellas personas que como yo consideran a los niños el presente y el futuro del país.

Dra. Nancy Olivero Pacheco dijo...

Carla:
Tu comentario incita a investigar y releer el libro de Fernando Savater:"El Valor de Educar" cuando habla del "...valor de educar en el doble sentido de la palabra "valor": quiero decir que la educación es valiosa y válida, pero también que es un acto de coraje, un paso al frente de la valentía humana. Cobardes o recelosos, abstenerse. Lo malo es que todos tenemos miedos y recelos, sentimos desánimos e impotencia y por eso la profesión de maestro -en el más amplio sentido del noble término, en el más humilde también- es la tarea más sujeta a quiebras psicológicas, a depresiones, a desalentada fatiga acompañada por la sensación de sufrir abandono en una sociedad exigente pero desorientada.

Noble meta la que te has fijado.

Jaquelin dijo...

La lectura, que se lee acerca de la profesión docente, da a conocer la labor que cunple un maestro; que es no sólo enseñar sino también que los alumnos aprendan de una manera distinta y dinámica. Como se ve las características que los maestros deben tener, además de dominar el tema, una buena metodología y saber llegar a los alumnos. Como vemos nuestra carrera requiere de mucha dedicación y paciencia, no sólo enseñar por recibir un sueldo, que no es mucho , sino que sea por vocación y tener siempre en cuenta que nosotros somos los que formamos a los alumnos, somos sus modelos y tenemos que tener muy encuenta eso hacerlo porque nos nace.

rosmery velezmoro dijo...

Es muy importante hablar de la realidad de la profesión docente en nuestro país...aunque si bien es cierto la educación es una de las carreras mas criticadas por todos...
Pero bueno esto es debido a que el docente es el encargado de formar a otros individuos que mañana mas tarde tendrán otras carreras ....
Ahora bien si bien es cierto docente no sólo es aquella persona que se dedica a entrar a las aulas,estar frente a los alumnos y,dictar unas cuantas horas clases a cambio de un sueldo no no no , todos los que realmente sabemos lo que significa docentes sabemos que estamos dentro de una carrera muy sacrificada pero a la vez halagadora,puesto que sabemos que docente es aquella persona que se compromete con sus alumnos en su formacion integral de estos mismos y eso desde el primer día , y no solo en el aula sino en todo momento que uno pueda hacerlo...ah a esto es necesario acotar que un verdadero docente debe contar con el perfil que usted mencionó .En el Perú y en ele mundo existen uchos profesores que dicen llamarse docentes pero nosotros realmente sabemos que son muy pocos y encima son "contaditos" los que hay en nuestro país.´Nosotras aún como alumnas todavia podemos hacer algo para cambiar esta realidad que vive la educación....¡Juntas lo podemos todo,desunidas nada somos!

Rosmery Velezmoro Guerrero
Educación Inicial
VIII Ciclo "B"
UNFV

Elizabeth Peña A dijo...

En la actualidad el ser docente requiere de caracteristicas y competencias especificas, para poder lograr una educación de calidad.No podemos hablar de una transformación de la educación,sino estamos preparados para ello.El papel principal del Docente es brindar al alumno conocimiento, valores, actitudes y desarrollar e incorpar estrategias que le van a permitir alumno construir su propio conocimiento.
Se debe dejar lado la practica de aquellos paradigmas tradicionales de enseñanza, que dificultad el desarrollo del pensamiento critico en el alumno.
Como futura docentes tenemos que asumir el reto de ser innovadoras,flexibles para asi poder cambiar el rumbo de nuestros educación, especialmente de aquellas semillitas que vamos a tener en nuestras manos.
Esperando que estos comentarios no solo queden en palabras y asumamos nuestro compromiso de ser cada día mejor.
Elizabeth PEña Astudillo
Educación Inicial
Ciclo VIII "B"
UNFV

anilu dijo...

Es una dura realidad pero al fin y al cabo es real ,y nosotros la palpamos, hemos vivimos con ella todos estos años de universidad donde la gran mayoría de docentes no brinda a los estudiantes la orientación ni el estimulo para ser mejores personas causando todo lo contrario una mala imagen que se proyecta en la sociedad , la calidad de los docentes de las universidades públicas como esta deja mucho que desear, desactualizados, no tiene dominio del tema, son impuntuales, faltan constantemente al aula ,etc. son el común denominador de esta terrible realidad universitaria de la cual muy pocos docentes a los largo de la carrera se salvan , en realidad muy pocos, y esto en gran parte también culpa de los estudiantes que permiten este sistema de enseñanza deficiente, buscar una solución urgente que no solo esta en el aumento de sueldo a los maestros sino va más allá es una misión que compete a todos los integrantes de la comunidad educativa y que esperemos sea pronto por el bien de los estudiantes de la comunidad en general.

Universidad Federico Villarreal
Alumna: Núñez Huertas Ana Luisa
Educación Inicial
Aula “B”
Cuarto año

Juana Solis dijo...

Aquellas personas que ejercen la carrera profesional de educación deben tener un compromiso con la labor que ellos van a realizar para con sus alumnos, deben poseer objetivos y metas establecidos sobre lo que quieren lograr en ellos. Es por ello, que si se quiere logar una formación integradora debemos tener conocimientos actualizados de lo que se desea enseñar, manejar estrategias pedagógicas que inciten a los alumnos a investigar, descubrir y conocer por ellos mismos. Así mismo brindándoles un clima de confianza y seguridad para que se sientan capaces de lograr diversas actividades que pongan en funcionamiento sus potencialidades.

UNIVERSIDAD NACIONAL FEDERICO VILLAREAL
ALUMNA.. SOLIS HUAYANAY JUANA E.
AULA..B
CUARTO Año

Marianela Solari Saldivar dijo...

Tu articulo nos deja conocer la complicada labor que tiene un profesor; la mayoria de personas creen que ser docente y enseñar es algo sencillo, pero esto no es asi, debemos tener la suficiente capacidad y flexibilidad para poder generar he insentivar las actitudes del alumno, sus habilidades y crear un habito para su mejor desarrollo educativo. No obstante el maestro deber ser el generador de valores en el alumno, asumiendo esta responsabilidad con entusiasmo y seriedad. Nosotros debemos mantenernos actualizados para mejorar nuestra metodologia de enseñanza y poder brindar al alumno la debida formacion que esta sociedad exigue.

fiore192004 dijo...

“Ser Maestro Significa Ser Un Profesional Que Asume Un Sagrado Compromiso Con La Niñez, La Juventud Y La Sociedad Para Promover Su Desarrollo Y Bienestar”
La carrera que hemos elegido es una tarea que debemos de asumir con mucha responsabilidad, es un trabajo arduo con una meta que es el de Brindar Una Educación De Calidad.
Todo somos concientes de la realidad educativa de nuestro país, siendo todavía estudiantes en las aulas donde se forma al futuro docente. Vivimos la experiencia de tener a docentes con una metodología tradicional que simplemente nos brindan separatas para leerlas y aprendernos para el examen pero no hay un análisis de esa separata porque el docente no lo ha analizado por ende no exige a su alumnado.
La lectura es fundamental para nosotros, solo así seremos investigadores de la educación, gozaremos de un léxico pulido y podremos sustentar las diversas teorías de nuestra carrera, también para el desarrollo profesional de los docentes universitarios.
Como docentes del siglo XXI se debe de tener en claro que esta en nosotras ser buenas educadoras, tenemos todos los dones; leer, escribir, comprender, analizar y sacar conclusiones. Lo más difícil es decidir el momento en que lo haremos.
” Solo les pido pensar un minuto en las semillas que estamos sembrando las cuales será el fruto del mañana, que reflejará nuestros logros o quizá nuestros fracasos”
Empecemos por rescatar los valores en nosotras mismas y en nuestros niños y/o padres, enseñemos con creatividad seamos maestras innovadoras tratemos de que los niños disfruten aprendiendo, sembremos esperanzas de un mundo mejor en donde la equidad, el amor, la comprensión y la paz sean sus bases sólidas que se construyen en las nuevas generaciones.
Valoremos Nuestra Carrera De Educadoras Y Digamos Si Al Cambio

Alumna: Fiorella Ordoñez Marcelo
Inicial: “B”
Ciclo: “VIII”